CÁÑAMO Y SUS PROPIEDADES

El Cáñamo es la fibra vegetal orgánica más fuerte y duradera del planeta, siendo cinco veces más resistente que el algodón. Está en el Top 5 de las plantaciones con menos impacto y que contribuyen más a la biodiversidad, según el estudio de Montford and Small (1999).
Con una inigualable durabilidad y resiliencia, propiedades antimicrobianas y antimicóticas, el Cáñamo es un producto fresco y cómodo, tiene una sensación térmica fresca, lo que hace que las personas se sientan 5ºC más frías, tiene buena absorción de humedad, permeabilidad al aire, es resistente a la suciedad y tiene una textura más regular en comparación con las otras fibras con las que se usa tradicionalmente.



El Cáñamo no requiere de herbicidas ni pesticidas sintéticos para crecer, el requerimiento de agua es inversamente proporcional a las características nutritivas del suelo (suelos con más nutrientes = menos agua), es biodegradable y se descompone naturalmente, lo que resulta en un artículo sustentable y de bajo impacto ambiental, que atrae a los jóvenes y al público más consciente.



Con fuertes propiedades de protección ultravioleta (95% sin tratamiento / 100% con tratamiento versus 30% - 90% de otras fibras), el cáñamo tiene una estructura molecular muy estable que reduce la producción de electricidad estática, y posteriormente erosiones y alergias en la piel. Sus propiedades moleculares (poros + oxígeno + compuestos fenólicos) inhiben la aparición de bacterias como E-Coli y Candida Auris.
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Para saber qué cookies utilizamos y cómo desactivarlas, lee la política de cookies.
Al ignorar o cerrar este mensaje, y a menos que haya desactivado las cookies, está de acuerdo con su uso en este dispositivo.